Los factores productivos


Este verano mi hijo Fabio de 11 años decidió vender pulseras, así que rápidamente me interesé en cómo iba a hacerlo.
Fabio:  Necesito unas gomas o incluso podría hacerlo con hilo.
            Yo: ¿Y cómo llegas a formar la pulsera?
            Fabio: A través de alguna herramienta como puede ser una pinza.
            Yo: ¿Y quién va a hacer todo el trabajo?
Fabio: Mi amigo Adrián.
            Yo: ¿y tú qué haces?
            Fabio: Yo he tenido la idea, yo soy el que dirijo el negocio.
Se trata de una empresa muy sencilla, pero al final de este punto podremos diferenciar todos los factores productivos.

LOS FACTORES PRODUCTIVOS
(o de producción) son los recursos escasos que nos permiten producir bienes y servicios.

Si te preguntara cuál sería la principal necesidad del ser humano, probablemente dirías que alimentarse. ¿Con qué recurso satisfacemos esa necesidad? ¿Comida? No es del todo correcto. La comida sería el bien, los recursos, como hemos dicho, sería aquello que nos permite producir los bienes, en este caso, lo que nos permite producir la comida.
Aunque la diversidad de recursos es muy grande se suelen clasificar en tres grandes grupos: tierra, trabajo y capital. No obstante, cada vez son más los autores que incluyen en esta clasificación un cuarto factor, el empresario.

1. Los recursos naturales
También conocido como el factor tierra, son todos los recursos que salen de la naturaleza. Es decir, la tierra que se cultiva o sobre la que construimos edificios, los minerales como el hierro y el cobre, o los recursos energéticos como el petróleo, que permiten desde calentar nuestros hogares hasta hacer que se muevan las máquinas y los coches. También el agua es un recurso natural, pues tanto en la agricultura como en muchas actividades industriales es un factor imprescindible. En definitiva, la característica que los define es que NO han sido producidos por el ser humano. Dentro de ellos podemos distinguir dos tipos: renovables y no renovables.
-       Renovables: son aquellos que se pueden utilizar de manera reiterada en la producción siempre que se exploten de manera sostenible. Por ejemplo, la energía eólica, los bosques o un banco de peces.
-       No renovables: son aquellos que se agotan al emplearlos como el carbón, el petróleo, los yacimientos minerales, etc.

EL FACTOR TIERRA O  RECURSOS NATURALES
son todos los recursos que salen de la naturaleza, por tanto no han sido producidos por el ser humano. El factor tierra agrupa todos aquellos recursos o materias primas que se extraen de la naturaleza y que, a través de su transformación, nos permiten satisfacer nuestras necesidades. Incluye la tierra productiva (tierras de cultivo y solares urbanos), el agua, el aire, los minerales, la fauna, etc.

2. El trabajo y el capital humano
Para conseguir producir cualquier bien se necesitan horas de trabajo, pero la cantidad de horas no es lo único importante, casi siempre, lo más importante es la calidad. Cuando en un país hay personas que están muy cualificadas o tienen una experiencia que le permite producir más o mejor en menos tiempo, decimos que ese país posee capital humano. CUANDO ALGUIEN APORTA TRABAJO (TIEMPO), APORTA SU EXPERIENCIA Y FORMACIÓN, SE DICE QUE APORTA CAPITAL HUMANO.
El trabajo es la cantidad y calidad de tiempo que el factor humano contribuye a la producción de bienes.
Con el paso de los años ha ido ganando en importancia el concepto de capital humano. 

TRABAJO
es la cantidad y calidad de tiempo que el ser humano emplea para producir bienes y servicios. Cuando los trabajadores tienen formación y experiencia que les permite producir más y / o mejor el factor se convierta en capital humano.  El factor humano comprende la intervención humana necesaria para obtener los bienes y servicios que satisfacen nuestras necesidades.

CAPITAL HUMANO
es la cualificación de los individuos para producir bienes ya que la educación, formación profesional y la experiencia, incrementan el rendimiento en el trabajo.

No cabe duda que un agricultor con mucha experiencia y/o formación obtendrá más rendimiento de la tierra que un principiante.
Para que una sociedad pueda producir muchos bienes no sólo es necesario contar con muchos trabajadores (cantidad), sino que estén muy cualificados (capital humano=calidad).

3. El capital físico
Son bienes que se emplean para producir otros bienes. Nos referimos a las máquinas o herramientas necesarias para producir cualquier bien. Una característica importante es que estos bienes no se destinan al consumo, es decir que no satisfacen necesidades de manera directa. Por ejemplo, para cultivar cereales necesitaremos herramientas como arados o tractores; para fabricar un coche, una nave industrial, acero, plásticos, maquinaria…; para pintar un cuadro, pinceles, pinturas, un caballete, etc. Pero todos estos bienes de capital (herramientas, máquinas etc.) NO los compra ninguna familia para satisfacer sus necesidades ¿te imaginas comprando un tractor?
El hecho de que un país tenga una gran cantidad de capital físico es clave para poder producir muchos más bienes. Sin duda la revolución industrial supuso un antes y un después en el desarrollo de las máquinas, y con ello, en la mayor capacidad de producción.

EL FACTOR CAPITAL
lo constituyen los instrumentos o medios que nos ayudan a transformar los recursos naturales en bienes y servicios. Se conocen también como bienes de producción o bienes de capital.


4. El empresario
Para poder producir bienes no basta con disponer de recursos naturales, de trabajadores y de capital. Se necesita a alguien que organice todos estos recursos para saber quién, cómo, cuándo y qué se debe hacer en cada momento.
Imagina un equipo de fútbol sin entrenador, en el que nadie le dice a cada jugador dónde debe jugar o cómo hacer las cosas. Sería un caos. Esta labor recae sobre la figura del empresario, que debe intentar organizar de la mejor manera posible el resto de factores productivos.

EMPRESARIO
es el encargado de organizar, dirigir y
controlar el resto de factores productivos.

LA INICIATIVA EMPRESARIAL.
Las personas que tienen iniciativa empresarial detectan nuevas oportunidades, idean nuevos productos y son capaces de reunir los recursos necesarios para producirlos y de asumir el riesgo de posibles fracasos.

Esta figura ha ganado cada vez más importancia en las últimas décadas. Por ejemplo, es difícil que ZARA y el grupo INDITEX, hubiera llegado a la repercusión mundial que hoy tiene sin la presencia de un empresario como Amancio Ortega. Un caso similar es el del ya fallecido Steve Jobs y Apple.







Comentarios

Entradas populares